Apadrina una menor

 

Después de haber vivido la barbarie del maltrato, después de haber vivido la soledad, el miedo, la desolación, etc., y de haber sido vulnerados y pisoteados todos sus derechos; nuestras menores ahora tienen un lugar seguro, donde además del cariño, respeto, y atención que precisan, cuentan con todos los servicios asistenciales: vivienda, alimentación, vestido, etc.


Para ofrecerles estos servicios, tenemos contratado personal como: chef y ayudantes de cocina, personal de limpieza, de lavandería, de mantenimiento, asistentes, coordinadoras para tres turnos, entre otros.


Mas esto no es todo, es tan solo la base ya que necesitan ser ayudadas en algo muy importante: SU REHABILITACIÓN.


Los recursos obtenidos por este programa de “Apadrinamiento”, posibilitan enfrentar los gastos que impactan directamente en beneficio de las menores, como son los programas de rehabilitaciones psicológicas, médicas, educativas, etc. Aunado a esto, los gastos operativos que el instituto enfrenta de psicólogas, terapeutas, pedagogas, maestras, enfermera, etc., que laboran dentro de nuestra institución y que se coordinan con profesionales especialistas como nutriólogos, neurólogos, psiquiatras, pediatras, ginecólogas, odontólogos, dermatólogos, etc., bajo programas de atención multidisciplinaria.

 

Por último, existen otros gastos a los que tenemos que hacer frente, como: luz, agua, teléfono, gas, mantenimiento, licencias municipales, gasolina, impuestos, IMSS, INFONAVIT, contadora, uniformes, útiles escolares, etc.

 
Necesitamos tu apoyo, para cumplir el objetivo de reintegrar a las menores a la sociedad, para que puedan disfrutar de una vida armoniosa, digna y plena.

 

 

 

 

 

 

 

¿CÓMO PUEDES AYUDARLAS?

 

A partir de un estudio socio-económico, realizado por profesionales, ha sido posible determinar el monto económico que cada menor representa para la institución, por todos los servicios asistenciales y de rehabilitación que recibe, siendo de $ 13,000.00 pesos mensuales.

 

 

Dicha cantidad puede ser considerada como la necesaria para el apadrinamiento de una menor; sin embargo, el monto está abierto a las posibilidades de cada empresa o persona, así como al tiempo que cada quién decida acompañarnos en esta causa.




Contamos con diversas formas de poder hacer efectivo el donativo, como lo son:

* Transferencia electrónica a cuenta bancaria.

* Aplicación de cobranza electrónica a tarjeta de crédito, débito o cuenta de cheques.

* Asistencia a recoger cheque o efectivo al lugar que se indique.



Es importante mencionar que los recursos obtenidos a través de este programa, no son aplicables para una niña exclusivamente, sino que forman parte de un fondo común, para ayudar a la totalidad de las menores que atendemos cada año.

Asimismo, aquella persona o empresa que apadrine, puede visitar a las menores para realizar convivencias dentro de nuestras instalaciones.

 

Si lo deseas, también puedes colaborar de las siguientes formas:
 
• Haciéndote cargo directamente del salario de personal de la institución: psicóloga, enfermera, maestra, etc., a través del recibo de nómina correspondiente.

• Realizando el pago de algún servicio del Instituto: agua, luz, gas, teléfono, etc., a través del recibo correspondiente.

 



¿Qué recibes a cambio?
 
Además de la alegría de ayudar a salvar la vida de una menor, recibirás:


          • Recibos deducibles de impuestos o recibos comprobantes de sueldos o gastos.

          • Seguimiento de las actividades de la Institución.

 



Haz  click  ahora mismo y rescata una vida.

 

¡GRACIAS!...¡GRACIAS!...¡GRACIAS!

     

“A veces sentimos que lo que hacemos, es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota”.

Madre Teresa de Calcuta